ACTUALIDAD

Blog

¿En qué consiste el proceso de granulación?

La granulación es un proceso tecnológico que implica la modificación del tamaño de las partículas. Se trata de un proceso común en distintos sectores, como por ejemplo el farmacéutico, químico, cerámico o el de la alimentación. Desde CHUMILLAS TECHNOLOGY y como especialistas en la ingeniería de procesos tecnológicos, vamos a adentrarnos en este proceso para entender su funcionamiento y objetivos.

¿Qué es el proceso de granulación?

El proceso de granulación es uno de los métodos que utilizan las fábricas para aumentar el tamaño de las partículas de un material sólido, es decir, para formar estructuras mayores que denominamos gránulos. Este proceso se suele emplear cuando la materia prima presenta una serie de propiedades que dificultan los procesos de fabricación siguientes. Por ello, se somete al producto para obtener un granulado adecuado.

¿Cuáles son los objetivos de la técnica de granulación?

La densidad, el tamaño de las partículas o el flujo son los parámetros en los que influye el proceso de granulación. A continuación, desglosamos algunos de los objetivos que se pretende lograr tras someter a la materia prima a un proceso de granulación.

  • Mejora la solubilidad del producto
  • Evitar la volatilidad de polvos
  • Mejora la apariencia del producto
  • Evitar la segregación de materias primas
  • Controlar la fluidez del producto

Métodos para obtener un producto granulado

Este proceso puede realizarse mediante los dos métodos siguientes:

Granulación vía húmeda

En este proceso se usa un producto líquido que se añade al material a granular para que sirva como unión entre las partículas. Este líquido puede ser el agua u otro aglutinante. En el siguiente esquema, podemos observar las distintas fases de un proceso de granulación por vía húmeda.

Esquema proceso de granulacion via humeda

Etapa 1 – Preparación: La primera imagen representa el material dentro de una cámara (como por ejemplo una máquina de granulación) listo para empezar el proceso de granulación por vía húmeda.

Etapa 2 – Humectación: La cámara comenzará a girar y, como se indica en la siguiente imagen, se añadirá la solución líquida. Es en este punto en el que las partículas comienzan a unirse (o también conocido como proceso de aglomeración, que veremos a continuación).

Etapa 3 – Aglomeración: Los gránulos aumentarán su tamaño a medida que colisionan con otras partículas porque el líquido añadido permite que se queden unidas.

Etapa 4 – Secado: El último paso es el de secado, donde las partículas húmedas, se someten a un proceso de secado a través de un secadero de lecho fluido, por ejemplo.

Granulación vía seca

En este método no se utiliza ninguna solución líquida para realizar la granulación. El producto se somete a altas presiones con el objetivo de compactarlo para, posteriormente, fragmentarlo y tamizarlo para conseguir el tamaño de gránulo deseado. En el siguiente esquema podemos observar los conceptos básicos del proceso de granulación en seco:

Proceso de granulacion en seco

La granulación vía seca tiene dos técnicas:

  • Slugging: En esta técnica se comprime el material en una tableta grande. Posteriormente, se descompone la tableta a través de un proceso de molturación para conseguir el tamaño del gránulo deseado.
  • Compactación: En esta técnica se comprime en briquetas el material, a través de una compactadora de rodillos. Posteriormente, se trituran  para conseguir el tamaño deseado.

A la hora de elegir qué técnica aplicar, es importante conocer qué sensibilidad tiene el producto a granular al calor y la humedad. Si afecta estos cambios al material hay que recordar que en el método de vía húmeda se humedece el producto y luego pasará por altas temperaturas para proceder a su secado.